¿Superfood o súper-tú?

No, yo no. Tú.

Los  superfoodssúper-alimentos que están tan de moda últimamente, son alimentos exóticos dotados con capacidades nutricionales superiores al resto gracias su contenido elevado en antioxidantes, vitaminas, minerales, ácidos grasos y fibra. El cacao y el polen por ejemplo, son considerados uno de los superalimentas más conocidos de todos y son ingredientes esenciales en la receta de Choco-Plátanos que les compartí en el post anterior.IMG_1120-4

Pero miremos este concepto de súper-alimento un poco más de cerca:

Me he dado cuenta que a las personas que les entra el bicho por los superfoods, es como si de pronto les entrara una obsesión y en su cabeza piensan : ¿Será que me tomo la espirulina, la maca, el cacao, el acaí, los goji berries o la chía primero? ¿O todos a la vez? Y así comienza una fijación con querer llenar el cuerpo sólo con alimentos que tengan la máxima potencia nutricional posible para sentirnos “saludables.” Sin embargo, hay que tener cuidado con esto ya que por algo son llamados súper:  muchos son poderosos estimulantes con cantidades concentradas de ciertos compuestos que deben tomarse en cantidades pequeñas y no a diario. Pero la mente nos traiciona a veces y pensamos: si son los mejores alimentos, entonces hemos de tomarlos mucho para estar en las mejores condiciones! Y de pronto pensamos que necesitamos de estos superfoods para tener más aguante, más energía y más vida.

Esto no sólo pasa con superfoods (digamos que los superfoods son la versión mas saludable) pero también sucede con los polvos de proteína que tomamos para estar más fuertes, con las pastillas para adelgazar, con suplementos nutricionales o estimulantes que poco a poco nos van convenciendo que necesitamos de ellos para estar bien. Lo que para unos son los superfoods, para otros son las típicas sustancias estimulantes como el café, el dulce, el alcohol o las drogas. 

IMG_1119-3Lo que quiero decir es que no importa quién seas o qué tan saludable te creas, casi todos tenemos la tendencia a sentir que necesitamos de un elemento externo a nosotros mismos para activarnos, despabilarnos y darnos la energía y el estímulo para vivir. Estamos acostumbrados a prender nuestra energía de una manera artificial que viene de una fuente externa y no de nuestra propia fuente interna; estamos acostumbrados a que nos la den y nos hemos olvidado de encontrarla nosotros mismos. Nos hemos vuelto perezosos y ya no cultivamos nuestra propia energía y alegría; en cierta manera nos hemos olvidado de cómo llegar a ella y nos hemos mal acostumbrado a necesitar de estimulantes para sentirnos despiertos, activados y en nuestro máximo potencial.

Nos hemos acostumbrado a prendernos solo después de la segunda copa, después del postre, o después del cortado de la mañana. Le hemos cedido el poder de nuestra energía vital a todas estas sustancias y poco a poco nos hemos ido disminuyendo pensando que ya no podemos estar completamente estimulados sin ellas. Esto es un grave error porque nos estamos volviendo flojos en nuestra capacidad de encender nuestra propia fuente de energía, nuestra propia alegría, nuestra propia luz y nuestra propia habilidad de estar mas despiertos. 

IMG_1050-2En esta era virtual algo parecido sucede con nuestra atención: se ha vuelto floja y ya no enfocamos el cien por ciento de nuestra atención, ya no damos todo de nosotros mismos cuando estamos con el otro, ya no prestamos todos nuestros oídos a las conversaciones en las que estamos porque estamos divididos entre el mundo virtual del móvil y el mundo real. Es decir, nuestra atención está dispersa, nuestra energía esta dispersa y nosotros mismos estamos dispersos. ¿Por que? A nivel intelectual hay mucha información que nos bombardea cada día y la mente se confunde y a nivel físico tomamos demasiados estimulantes que confunden al cuerpo. 

FullSizeRender-474

Foto : La Sanahoria, Lima Peru

Los estimulantes como el café, el azúcar, el alcohol y las drogas nos dan la ilusión de que nos están dando más energía, más vitalidad y más alegría, pero en realidad lo que hacen es agotar las reservas naturales de éstas en nuestro cuerpo. Piensa cómo te sientes un día de resaca, 5 horas después de un cafe, o 2 horas después de comer dulce; en el caso de los tres nuestra energía colapsa. Es decir, estas sustancias nos dan una energía falsa que no dura mucho sólo para después tirarnos al suelo y quitarnos todo. Es un engaño barato que dura poco.IMG_1140-2La verdad es que no necesitamos de tanto superfood, de tanto cacao, de tanto polen, de tanto chocolate, de tanto café, ni de tanto alcohol. Lo que necesitamos de verdad es recuperar y aprender a reconectar con nuestra propia fuente de energía vital. Lo que necesitamos es acordarnos de cómo acceder ese lugar  adentro nuestro que se puede prender sin necesidad de nada ni de nadie. Tenemos que recuperar nuestra habilidad de estar completamente despiertos conscientes y contentos, sin necesitar de nada; es un trabajo personal que requiere de una enorme disposición y curiosidad por conocer la fuerza que vive muy profundo en ti.

IMG_1145Es importante darnos cuenta que hemos nacido sin nada (sin chocolates, ni cafés en la mano) y que nuestro estado natural está diseñado para darnos toda la satisfacción del mundo. Tenemos una consciencia completa y totalmente evolucionada, pero el problema es que con los años nos hemos ido olvidando de ella, y la hemos ido tapando con cosas. Dentro nuestro en la parte más profunda de nuestro ser hay un pozo de energía inagotable que contiene toda la vitalidad que queremos. No la conocemos simplemente porque estamos acostumbrados a estimularnos con elementos externos que nos la agotan.

Hay que recuperar nuestra energía, nuestra alegría, y no darle todo el poder a sustancias estimulantes artificiales. Hay que recuperar nuestra confianza y la seguridad que solos y sin nada, podemos emocionarnos y  prendernos. Hay que dejar la flojera de lado y que apropiarnos de nuestra energía, conservarla y hacerla crecer para que se convierta en más alegría y  ganas de vivir.

IMG_1048-2Para lograr esto creo que es importante eliminar poco a poco las sustancias artificiales que te prenden y en vez probar tu propia fuerza. Prende música, sal a bailar, emociónate por las experiencias que prenden la llama adentro tuyo. Haz una lista de todas las cosas/ personas/ experiencias que te activan y comienza a practicarlas!

Hay un tipo de determinación y fuerza que se requiere al principio para darnos cuenta que podemos vivir nuestro máximo potencial sin la ayuda de ningún estimulante y una vez que lo conseguimos es la sensación de libertad más grande. Es por fin darnos cuenta que eres tú la magia, tú la alegría y tú la llama que ilumina tus días.

Una vez que nos empezamos a deshacer de todas las sustancias que tapan nuestra propia luz, nos daremos cuenta de toda la fuerza interna que tenemos. Pero si nunca las soltamos, entonces no las descubriremos; es así de simple.

En vez de resistir nuestro potencial latente, hay que abrirnos a él y dejar que emerja de ese lugar adentro nuestro que hemos cerrado con llave ya hace mucho tiempo.

En vez de encerrar nuestro ser esencial  para que nadie lo vea, hay que entrar, sacarlo y liberarlo. Está listo para bailar contigo y hace mucho tiempo que te espera.

Un consejo: Un ejercicio que me gusta hacer cuando como algo estimulante como un chocolate o un dulce que me encanta, es que que cuando tomo el primer bocado lo saboreo tanto que luego no tengo que comer nada más porque me imagino cómo la dulzura de ese primer bocado impregna el resto de mi cuerpo y el resto de mi día. Intento llevar la dulzura metafórica del chocolate al resto de experiencias de mi día y permito que el placer se expanda adentro mío.

Ya no es sólo se trata de comer el chocolate; es la experiencia de VIVIR el chocolate.

Pruébalo!

IMG_1054

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

5 comentarios en “¿Superfood o súper-tú?

  1. Buenos dìas guapísima! Me encanta leer tus POST…tu manera de pensar y sobretodo transmitir que va más allá de las palabras,,….eres tan yo! Pues nada….un abrazo de un alma gemela tuya que conecta contigo en la distancia….un Muaaa desde Valencia, España.
    Tu amiga Olga

  2. Hola guapa : cuando hablas de vivir sin ningún estimulante para ser feliz , yo añadiría a esa lista las personas (amigos tóxicos , relaciones tóxicas ) que con sus comentarios muchas veces merman nuestra alegría de vivir
    “El individuo ha luchado siempre para no ser absorbido por la tribu .Si lo intentas ,a menudo estarás solo , a veces asustado .Pero ningún precio es demasiado alto por el privilegio de ser uno mismo
    Gracias Fernanda por tus enriquecedores post

  3. this is timely! lately i’ve been conversing a lot with family and friends about letting go of pursuing external sources of happiness in favor of nurturing the happiness within. thank you for this post, it’s lovely, inspiring and reaffirming.

  4. Me encantan tus posts siempre “das en la diana” con cosas especiales, que , al menos a mi , me sorprenden por su novedad . Siempre aprendo algo nuevo cuando te leo. Gracias por dedicar alguno de tus momentos a enseñarnos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


8 − = uno